Este es un dispositivo que tiene la capacidad de detectar, cómo su nombre lo dice, el humo en donde esté ubicado, bien sea en un domicilio o en un edificio. Este tiene como finalidad, lograr que se pueda detener o retrasar la presencia del fuego para salvar vidas.

Desde que la NFPA realizó un estudio para conocer las causas y las consecuencias de los incendios en los hogares o negocios, se implementó este sistema para prevenir y alertar a los individuos. Además, deben tener en cuenta que la calefacción y los equipos de cocina se deben utilizar con consideración, así se podrá prevenir muchos accidentes con el fuego.

Los detectores de humo son necesarios en el hogar:

instalar un detector de humos puede salvarte la vidaCuando están durmiendo, no es posible tener la rapidez de escapar de un posible incendio. Sin embargo, la correcta instalación del detector de humo puede ser vital en este caso. La tasa de mortalidad es proporcional a las personas que no tienen detectores de humo en su casa, casi un 85% de las personas que fallecieron no tenían detectores en su casa, lo que significa que este dispositivo funciona.
Los detectores de humo que están disponibles son de dos tipos, lo que significa que su detección del humo trabajará diferente, sus nombres: ionización y fotoeléctricos.

Ionización: Estos detectan el humo cuando sus radiactivos sienten que llega ese tipo de humo dentro de su espacio. Es así, como se activa electrónicamente todo el dispositivo para que la alarma comience a sonar. Este tipo de detector es el más común dentro de los hogares, ya que es el más rápido y eficaz.

Fotoeléctricos: Estos emiten una luz dentro del espacio de detección, así cuando el humo entra el sensor se activará para que la alarma suene. Este es más detallista, puede detectar hasta un cigarrillo que se ha caído.

El que más se recomienda para aplicar en hogares, es el detector de ionización, ya que ellos tienen la capacidad de prevenir los fuegos altos.

Detectores de humo que trabajan con baterías

Este tipo de detectores quedan en la categoría de eléctricos. Generalmente, no tienen que utilizar baterías ya que se pueden conectar con el sistema eléctrico de la casa.

Las ventajas de utilizar detectores de humo en el hogar:

– Bajarán las probabilidades de que se produzca un incendio en su totalidad.
– Los detectores de batería son más fáciles de instalar.
– La mayoría dura hasta 10 años, lo que te facilitará su mantenimiento y el cambio de pilas en caso que lo requiera.
– Tienen alarma si la batería está baja, o en caso que necesiten mantenimiento.
– Algunos activan luz para iluminar la salida, podrás ver sobre el humo.
– Estarás seguro en tu hogar, mientras duermes.

Debes analizar bien cuál es el detector que le conviene a tu hogar, para que se sirva en su máxima potencia. Recuerda que con uno de estos detectores de humo en tu casa o tienda, estarás asegurando la vida de las personas en un 85% más.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies